viernes, 14 de noviembre de 2008

Dark


“OH Lord!, What fool’s these mortals be!”(“¡OH Señor!, ¡Qué tontos estos mortales son!”), le hace decir el Cisne de Avon al moro de Venecia, frente a la estupidez humana. Al respecto de la idiotez del hombre, baste ver el desarrollo de la historia. En esta era, en esta aurora del siglo XXI, nuestra decadente sociedad, que mira a sus antecesoras con un estigma de virtual superioridad. Asumimos que el mundo actual es uno de los mejores posibles. Denostamos las sociedades esclavistas, como si ahora no hubiera “esclavos a sueldo” (llamados “trabajadores”), donde se suele confundir “trabajo” con “empleo”. Denostamos los sistemas científico - filosóficos antiguos, so pretexto, de “el avance de la ciencia, la técnica y el pensamiento del mundo moderno”. Es cierto, que los medios masivos de comunicación, y la cultura mas mediática han crecido e integrado al mundo: ¿eso lo hace mejor?. Yo en una época pensaba que si, pero estoy desengañado de este mundo. Me recuerda un pasaje de Dickens: “It’s the best of the times, it’s the worst of the times, it’s the age of wisdom, it’s the age of foolishness…” (“Era el mejor de los tiempos, era el peor de los tiempos, era la edad de la sabiduría, era la edad de la estupidez...”). ¿Apropiado, no?.

1 comentario:

Chicomecuauhtli dijo...

Es bastante cierto y profundo este pensamiento, el simple hecho de que vivamos en una era "digital" no la hace la mejor epoca, hay bastantes deficiencias aun y en si hemos diesmado el contacto con la naturaleza, y con los propios seres humanos mientras mas nos adentramos en la tecnologia, Existe este fenomeno llamado "Brecha digital" la cual se produce ya que los paises de 1er mundo van avanzando cada vez mas en tecnologia dejando a los menos privilegiados estancados...haciendo que haya niños de 5 años que ya redactan en la computadora en una parte del mundo, mientras en otra hay quienes aun ni las conocen.

En suma: la Edad Media, pero con Internet y televisión de alta definición.

Es algo que todos en alguna ocasión hemos sentido, y aveces no sabemos como expresarlo, al menos hago el intento para decribir aquellas cosas que parecen imposibles de describir... Y que en ocasiones . . . duelen